27 marzo 2008

Hoy



Esta mañana,
a todo correr,
como muchisimas otras,
le digo a mi hija:

"Adios Princesa,
me voy a trabajar,
necesito un beso energético,
¿me lo das?"

Ella se pone de pie en la silla,
(estaba desayunando)
y me da un super-beso-con-abrazo y dice:

"Ama, te vas a encontrar el camino
(de casa se entiende)
lleno de delfines,
ten cuidado con los espejismos!"


Normalmente, salgo de casa,
pensando en el trabajo.
¡Hoy estoy no he dejado de pensar en Ella,
en delfines, en espejismos...
La quiero!

10 comentarios:

Juancho dijo...

Si es que los niños, con toda su inocencia... son los que realmente terminan por entender la vida... :D

Un abrazo y un beso. :)

Miau dijo...

Oooooooohhhh!!! Qué bonito!!! Si es que son un amor.

Besos.

Hache XX dijo...

A quién van a salir los niños, con estas madres que tienen?
Auténticos soles, sin dudas!!!
Un abrazo.

jordicine dijo...

Como una buena madre, claro está. Me gusta lo de los besos energéticos. Pediré uno a mi hijo.

Hache dijo...

Precioso, sin duda son lo mejor de nuestra vida ... ellos, y sus espejismos.

Feliz día.

Sine die.. dijo...

Creo que Juancho lo ha bordado..."son los que realmente terminan por entender la vida"

Los niños son seres mágicos...

Dale un rebesote de mi parte a tu hada particular! :)

Camy dijo...

¿Y no te deja notitas? ¿Es muy pequeña? Antes del trabajo unas letras, mal escritas, un dibujo, te ilumina el día.

Sebas dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Sebas dijo...

Los niños, como ya he dicho muchas veces, los mejores maestros.

Saludos

EVA dijo...

Mi hijo me cuela indios, vaqueros, pokemon... lo que sea en el bolso. Dice que así me protegen.
Son una delicia estos enanos. Un beso.